Inicio » Noticias Jurídicas » La oportunidad del abogado solo.

La oportunidad del abogado solo.

Para bien o para mal los próximos dos años que vienen son una  extraordinaria oportunidad para los SOLOS. La recesión económica y el  estrechamiento del mercado en liquidez de los clientes hace que éstos  observen con mayor simpatía y mejores ojos a los pequeños despachos, que  antaño. Pero no nos equivoquemos, siguen queriendo la misma calidad y hay  que dársela, sino no compraran, porque todos tienen poco dinero y lo  quieren emplear bien, es decir, de la forma más eficiente posible, porque  esa es la regla de la crisis

¿Quieren calidad técnica?, por descontando, pero la calidad que realmente  van a valorar es la calidad percibida, la atención al cliente, y en ese  punto los abogados SOLOS tienen sus fortalezas, pero también sus  debilidades.

Desde el punto de vista de atención al cliente, la fortaleza del SOLO en  cercanía es obvia. Puede y debe dar mucho más calor al cliente, más  relación y en consecuencia trabajar mejor el valor de la confianza.

Desde el punto de vista de precio, es obvio que existe una ventaja por la  propia estructura de costes de un SOLO que permite unos márgenes superiores  a los que antaño ahogaban al pequeño despacho. Pero también es cierto que  para que el cliente acepte los nuevos precios del SOLO se necesita crear el  valor suficiente para que los pague,( por menores que sean estos precios en  relación a los del despacho de mayor tamaño que pagaba antes), y ese valor  sólo se crea con el reconocimiento a la experiencia y valor del SOLO. Y esa  experiencia debe ser visible y parametrizable. Para ello es necesario ser  encontrados, tener presencia, ser visibles, así se parametriza el expertise  por parte de un cliente, por la fama del abogado, y hoy por primera vez en  la historia la fama se puede conseguir con trabajo y presencia en.INTERNET

Pensarlo bien, NUNCA hasta hoy el abogado SOLO había podido tener a su  alcance varios clientes que en sólo 5 minutos pudiesen telefonearle y  contactar con él por lo que saben de él a través de Internet. Esa  posibilidad minimiza el marketing de relación de antes, tan necesario para  la fama, y permite que el SOLO pueda tener su gloria con una presencia  adecuada y trabajada en Internet por él mismo o descansada sobre el trabajo  de otros a un precio razonable (éstos otros solo en tecnología no en  contenidos que siempre deben ser elaborados por el propio abogado). 
Resuelto el problema de la forma y el canal de crear ese valor que dará  oportunidad a los SOLOS de un mayor precio por sus servicios, queda el  problema del Cómo y lo cierto es que ahí no hay mucha salida.

No nos engañemos, hoy en día no se puede ser un buen abogado generalista,  eso ya pasó, si acaso se puede ser un buen abogado que distribuye asuntos  entre grandes expertos, pero el gran abogado que sabía de todo, está en  vías de extinción desde el punto de vista de la rentabilidad, ( que lo  siento, es el que cuenta). Hoy los clientes cada vez quieren que el abogado  sepa más y más de cada vez menos cosas y eso aboca a la especialización, no  entendida como especialización de derecho sino como especialización de  materia. Se trata más de seguir el camino de algo ya escrito en este blog:

El abogado hoy para ser eficaz necesita ser especialista no sólo en  derecho, sino en el negocio del cliente, debe comprender la lógica del  mercado en el que se mueve y sobretodo sentirse parte del “staff” del  cliente cuando trabaja para él. En un tiempo en el que los “consejos 
legales” suelen limitar las posibilidades de avanzar, el cliente premia el  servicio legal de quién le entiende y le ayuda a encontrar la solución que  precisa.

Vistas las fortalezas del SOLO ante esta oportunidad y como trabajarlas  queda el tema de las debilidades, y ahí el tiempo y la falta de staff o  equipo forman una parte importante del problema y para resolverlo una vez  más sólo queda el apalancamiento en la tecnología. El cloud computing  obviamente puede ser la salida, pero para ello necesita un cambio en la  actitud y aptitudes de los abogados, que necesitan dejar de ver peligros,  contratar proveedores razonables en términos de precio y seguridad de datos  y backups y sobretodo de comprender que incorporar nuevas tareas a sus  procesos de trabajos de forma disruptiva y de dejar de pivotar su labor  diaria únicamente sobre la producción son actitudes que no marcan un ocaso  sino más bien un nuevo amanecer.

Ahí esta la Revolución de los SOLOS, es su oportunidad, de ellos depende  aprovecharla y naturalmente dentro de dos años hablaremos de otra cosa. Así  es el mundo hoy.

Por Josan Garcia. Blog de gestión de despachos de abogados

Contenidos relacionados

Ver Todos >>

El Gobierno impulsa la mediación en el ámbito familiar

El Gobierno impulsa la mediación en el ámbito familiar

El Consejo de Ministros ha aprobado una Declaración Institucional en apoyo a la mediación familiar con motivo del Día Europeo de la Mediación, que se celebra el domingo 21 de enero. Mediante esta Declaración, el Gobierno manifiesta su compromiso a realizar las acciones que sean necesarias para impulsar la cultura de la mediación en el ámbito familiar siguiendo, así, la ... Leer Más »

Se reforma las condiciones de acceso y ejercicio de las profesiones de Abogado y Procurador

Se reforma las condiciones de acceso y ejercicio de las profesiones de Abogado y Procurador

El Consejo de Ministros ha recibido un Informe del ministro de Justicia sobre el Anteproyecto de Ley de reforma de las condiciones de acceso y ejercicio de las profesiones de abogado y procurador de los tribunales. Los principales objetivos del Anteproyecto consisten en arbitrar la posibilidad del ejercicio conjunto de la abogacía y de la procura en las sociedades profesionales, ... Leer Más »

Ver más contenidos en esta categoría >>

Logo Header Menu
Right Menu Icon