Publicidad
Inicio » Actualidad Jurídica » Jurisprudencia » No merece protección el derecho al honor de quien genera polémica y participa en programas de crónica social
No merece protección el derecho al honor de quien genera polémica y participa en programas de crónica social

No merece protección el derecho al honor de quien genera polémica y participa en programas de crónica social

El Tribunal Supremo establece que la protección del derecho al honor, a la intimidad y a la propia imagen quedará delimitada por las leyes y por los usos sociales, atendiendo al ámbito que, por sus propios actos, mantenga la persona reservado para sí misma o su familia.

Se determina que aunque en los programas televisivos de crónica social, o entretenimiento de tono más agresivo, las expresiones objetivamente insultantes u ofensivas pueden ser constitutivas de intromisión ilegítima en el derecho al honor, de acuerdo con una concepción programática del lenguaje, prevalece la libertad de expresión, aunque puedan no ser plenamente justificables.

En caso enjuiciado, se caracteriza porque la demandante que reclama la protección de su derecho al honor adoptó pautas de comportamiento muy peculiares, consistentes en reportajes escandalosos o subidos de tono, en unión de otros personajes del mismo ámbito televisivo, que le abrían camino para sus participaciones directas en otros programas, en general retribuidas.

Ante tales circunstancias, el Alto Tribunal concluye que quien voluntariamente se presta a participar en estos programas, mediante retribución, generando polémica para así lograr su aparición en programas sucesivos gracias a pautas de comportamiento extravagantes o escandalosas, no puede pretender que se proteja su honor frente a expresiones objetivamente ofensivas o insultantes de los guionistas, presentadores y colaboradores de estos programas.

Así pues, no existe intromisión ilegítima en el derecho al honor de la demandante sino una especie de juego mutuamente aceptado en el que esta, por sus propios actos y mediante retribución, aceptaba que sus apariciones extravagantes, escandalosas o subidas de tono tuvieran como contrapartida una respuesta en forma de expresiones objetivamente insultantes u ofensivas.

Contenidos relacionados

Ver Todos >>

Una concesión de explotación pública puede tener varias titularidades catastrales

Una concesión de explotación pública puede tener varias titularidades catastrales

La Audiencia Nacional, ha establecido en una reciente sentencia, que sobre un inmueble catastral pueden confluir tantos titulares catastrales como derechos recaigan sobre el inmueble o sobre una parte del mismo, sin que la existencias de cualquiera de ellos excluya la aplicación de otros. En el presente caso, la empresa concesionaria de la explotación, expresamente reconoce que la atribución de la ... Leer Más »

El plazo para solicitar la nulidad de un contrato bancario comienza cuando el cliente tiene conocimiento del error o dolo

El plazo para solicitar la nulidad de un contrato bancario comienza cuando el cliente tiene conocimiento del error o dolo

El Tribunal Supremo, ha establecido en una reciente sentencia que plazo el plazo de ejercicio de la acción de anulación del contrato por error o dolo para lograr la restitución solicitada por los demandantes y derivada de la nulidad del contrato, se refiere a la consumación del contrato y no al momento de su celebración. En este sentido, por lo ... Leer Más »

El pagaré en blanco puede ser un instrumento de garantía obligacional

El pagaré en blanco puede ser un instrumento de garantía obligacional

En el caso enjuiciado, el pagaré presentado al cobro fue impagado y la demandante presentó juicio cambiario en el que se opuso la deudora diciendo que la demandante no había justificado que el pagaré se hubiera rellenado, respecto de la suma adeudada, conforme a lo convenido en el contrato. La sentencia de primera instancia estimó la oposición, entendiendo que era ... Leer Más »

Para apreciar delito de estafa y no ilícito civil  el engaño debe ser grave y revelar una especial peligrosidad

Para apreciar delito de estafa y no ilícito civil el engaño debe ser grave y revelar una especial peligrosidad

En una reciente sentencia, el Tribunal Supremo ha establecido que para que el mecanismo engañoso pueda considerarse delictivo y diferenciar así entre ilícito civil y estafa, debe tenerse en cuenta la exigencia típica del engaño, el cual, debe ser grave y revelar una peligrosidad que requiera una especial maquinación, astucia, artificio o puesta en escena, que integren un comportamiento engañoso. ... Leer Más »

En la prevaricación administrativa es posible la comisión por omisión

En la prevaricación administrativa es posible la comisión por omisión

En el caso enjuiciado, en instancia, la tolerancia por parte de una ayuntamiento de una actividad industrial sin licencia, durante once años, no se consideraba prevaricación administrativa sino infracción de la legalidad urbanística. Así pues, ante la inacción municipal, la parte actora hubo de dirigirse a la jurisdicción contencioso-administrativa y comprobar cómo la administración se oponía a la demanda mediante el dictado ... Leer Más »

Ver más contenidos en esta categoría >>

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Logo Header Menu
Right Menu Icon

Comparte este artículo

¡Comparte este contenido con tus amigos!