Inicio » Artículos destacados » Competencia desleal en el contrato de trabajo.

Competencia desleal en el contrato de trabajo.

Siempre se ha dicho que la formación de los trabajadores tiene que considerarse una inversión para la empresa (que no un gasto) porque un trabajador formado es mucho más rentable para la misma. El miedo (y en consecuencia desconfianza) de algunos empresarios es que el trabajador, una vez adquiridos los conocimientos, deje nuestra empresa y aquello que parecía una inversión para nosotros, sea aprovechado por nuestros competidores.

No obstante lo anterior, este miedo quizá pierda fundamento si sabemos y aplicamos la normativa al respecto. Que establece la legislación laboral en cuanto a los pactos de concurrencia para evitar la competencia desleal??

Antes de analizar lo que establece la normativa sobre los pactos de concurrencia, hablaremos brevemente de lo que “no establece´´, es decir, la definición de qué es la competencia desleal.

Se entiende por competencia desleal aquella actividad del trabajador que utiliza las herramientas, contactos y conocimientos adquiridos en una empresa para aplicarlos en otra actividad (bien sea por cuenta ajena o por cuenta propia) sin el consentimiento del empresario, siempre y cuando le cause a dicho empresario un perjuicio real o potencial. Por lo tanto, y en base a nuestra definición, la competencia desleal se produce cuando el trabajador abusa de la buena fe contractual y utiliza en su provecho (y sin consentimiento) unos medios formativos que le han sido ofrecidos por una empresa.

Teniendo esto en cuenta debemos analizar dos situaciones:

– Cuando el trabajador está en nuestra empresa: El trabajador no puede legalmente, concurrir con la empresa a no ser que tenga autorización expresa del empresario para hacerlo. En caso contrario, el empresario puede despedirle (siempre que se den ciertas circunstancias) por motivos disciplinarios.
– Cuando el trabajador cesa en la empresa: El empresario puede limitar (a través de un pacto de no concurrencia), que el trabajador preste servicios en una empresa de la competencia con el fin de que la formación que ha recibido no sea explotada por una empresa del mismo sector durante un periodo determinado que veremos más adelante.
Y, en que consiste el pacto de no concurrencia?

El pacto de no concurrencia se puede realizar entre empresa y trabajador al principio de la relación laboral, durante la vigencia del mismo o a la extinción del contrato de trabajo. La duración en el caso de los técnicos, el pacto de no concurrencia puede durar dos años, mientras que en el del resto de categorías, el límite temporal es de seis meses. Para que el pacto sea considerado válido, es necesario que se den, principalmente, dos circunstancias:

– Que exista un interés cierto y real del empresario en que el trabajador no preste servicios para la competencia. Este interés cierto y real debe estar motivado técnica o comercialmente, por lo que es obligatorio que el trabajador que firma este pacto de no concurrencia posea información concreta sobre la forma de trabajar de la empresa que, de aplicarla a favor de la competencia, les confiera un valor diferencial y perjudicial para la empresa.

– La Constitución establece que el trabajador puede elegir libremente su trabajo. En el caso del pacto de no concurrencia estamos, en cierta forma, delimitando este derecho que la Constitución otorga a todas las personas. Por eso, para que el pacto de no concurrencia se considere válido, tiene que existir, por parte del empresario, una compensación económica adecuada. Si el empresario incumple su obligación, el trabajador queda liberado del pacto.
Finalmente es importante saber qué ocurre cuando el trabajado incumple el pacto establecido:

Si la empresa prueba que el trabajador ha concurrido con la empresa y le ha producido un daño real y cierto, el trabajador tendrá que devolver a la empresa la indemnización que ha percibido durante todo el tiempo.
 Si además se prueba que el trabajador ha competido con la empresa por su cuenta y ventura, puede el Juez ordenar el cierre del establecimiento correspondiente.

El resto del contenido es exclusivo para suscriptores
Inicie sesión si usted ya es suscriptor o  si aún no lo es Suscríbase aquí
Por tan solo 8€/mes

Contenidos relacionados

Ver Todos >>

Qué pasa cuando uno de los dos socios demanda a la sociedad en una situación de acefalia en el órgano de administración de la misma

Qué pasa cuando uno de los dos socios demanda a la sociedad en una situación de acefalia en el órgano de administración de la misma

Por Juan Pablo Correa. Socio de Ventura Garcés & López-Ibor Abogados   Si bien la andadura de una sociedad se suele augurar feliz en sus inicios, los que nos dedicamos al Derecho Procesal sabemos, por experiencia, que en muchas ocasiones los intereses comunes de los socios acaban quebrando, tarde o temprano, surgiendo así un conflicto entre socios. En este sentido, ... Leer Más »

¿Y si Bitcoin fuera un fraude?

¿Y si Bitcoin fuera un fraude?

Por Juan Palomino. Abogado de Penal Económico de Pérez-Llorca   En los últimos meses la inversión en Bitcoin ha sido públicamente criticada por parte de personalidades ciertamente notorias en el mundo de las inversiones. Entre dichas personalidades se encuentran perfiles como el de Jamie Dimon –consejero delegado del banco de inversión JP Morgan Chase–, Ray Dalio –fundador de Bridgewater, el ... Leer Más »

Cómo pueden reclamar los afectados por la vía civil y administrativa por las nevadas en la AP6

Cómo pueden reclamar los afectados por la vía civil y administrativa por las nevadas en la AP6

¿A quién reclamar y de qué forma? Lo aconsejable será presentar un escrito e iniciar una doble vía: por vía administrativa mediante una reclamación patrimonial; y por vía civil frente a la empresa concesionaria (Iberpistas) mediante una reclamación civil en vía extrajudicial. Serán los tribunales quienes marquen el devenir de los acontecimientos y deriven las responsabilidades oportunas. Las dos vías ... Leer Más »

Pronunciamiento de la Dirección General de los Registros sobre el derecho de los socios minoritarios a separarse de la sociedad por no distribuirse dividendos en la cuantía mínima legal

Pronunciamiento de la Dirección General de los Registros sobre el derecho de los socios minoritarios a separarse de la sociedad por no distribuirse dividendos en la cuantía mínima legal

por Fernando J. García Martín Socio Área Mercantil y Societario AGM Abogados   Primeros pronunciamientos sobre el derecho de los socios minoritarios a separarse de la sociedad por no distribuirse dividendos en la cuantía mínima legal. La Dirección General de los Registros ha dictado recientemente dos Resoluciones de fecha 29 de noviembre de 2017 en las que por primera vez ... Leer Más »

Ver más contenidos en esta categoría >>

Logo Header Menu
Right Menu Icon