Connect with us

Economía

La inflación y Kazajistán mantienen la cotización del bitcoin en mínimos

La república centroasiática es el segundo centro de minado mundial de bitcoin

El bitcoin ha caído un 40% desde los máximos de noviembre (Foto: E&J)

Tiempo de lectura: 3 min



Economía

La inflación y Kazajistán mantienen la cotización del bitcoin en mínimos

La república centroasiática es el segundo centro de minado mundial de bitcoin

El bitcoin ha caído un 40% desde los máximos de noviembre (Foto: E&J)



El cambio de año no le ha sentado bien al mercado de criptomonedas en general ni al bitcoin (BTC) en particular. Con derrumbes de dos dígitos, y en casi todas las ocasiones muy por encima del 10%, el mercado se mantiene mustio, desnortado y zarandeado por una serie de noticias económicas y políticas que mantienen a los inversores en niveles de miedo extremo.

Una de las cuestiones que parecen estar afectando más la cotización de bitcoin es la situación en Kazajistán. China ha sido tradicionalmente el principal punto de minado de bitcoins del mundo. Sin embargo, cuando el pasado mes d junio las autoridades del país prohibieron la minería de criptomonedas, muchas de las empresas que se dedicaban a esta actividad se tuvieron que marchar del país. El éxodo se dirigió a Estados Unidos, pero también, y en buena medida, a Kazajistán, una república centroasiática que hace frontera con China.



Kazajistán recibió con los brazos abiertos a las granjas de minado, a las que prometió energía barata. Gracias a esto, la república centroasiática ha pasado de representar el 8% del potencial de minado mundial al 18%, convirtiéndose así en el segundo país con más potencia de minado tras Estados Unidos. El problema, según las autoridades kazajas, es que una parte significativa de las actividades de minado del país era ilegal. Además, la demanda de energía del país ha crecido un 8% debido a la gran cantidad de energía que consumen las máquinas de minado.

La crisis kazaja está influyendo en el valor del bitcoin. (Foto: Google)

Crisis en Kazajistán

En este contexto, el pasado 5 de enero dio comienzo una protesta popular en Kazajistán provocad por la subida de los precios del gas. La revuelta se ha cobrado ya más de un centenar de vidas y las autoridades del país incluso han pedido la intervención de Rusia, que ya ha enviado tropas a su estratégico aliado.

Una de las consecuencias de esta situación ha sido que se han producido apagones generalizados en Internet para evitar que se difundan imágenes de la represión. Esto ha llegado a paralizar temporalmente la minería de bitcoin, lo que ha provocado en parte la caída de la criptomoneda.

Los mineros de criptomonedas ubicados en Kazajistán esperan que la actividad se estabilice este lunes. Según varios medios citados por Bolsamanía, muchos de ellos han conseguido mantener la actividad, porque se encuentran en su mayoría en zonas remotas, mientras que las protestas se concentraron en la zona urbana de Almaty, la ciudad más grande del país. Mientras, otras empresas no valoran por el momento abandonar el país.

Inflación en Estados Unidos

Hay un segundo elemento que está influyendo en la caída de la cotización de las principales criptomonedas y es el temor a que los datos de inflación de Estados Unidos que se van a publicar este miércoles sean más altos de lo previsto. El mercado espera que el Índice de Precios al Consumo (IPC) aumente en diciembre un 7,1% anual y un 0,4% en comparación con noviembre. Este nivel de inflación, que no se conocía desde 1982, podría llevar a la Reserva Federal a endurecer su política monetaria y a subir los tipos de interés más rápidamente de lo inicialmente previsto.

El miedo a que se acelere el endurecimiento de la política monetaria ha hecho caer a los mercados de Renta Variable los cuales, a su vez, han arrastrado al de criptomonedas.

Edificio de la Reserva Federal. (Foto: Google)

Lo cierto es que los acontecimientos de este principio de año no hacen más que echar agua en un terreno que ya estaba muy encharcado. Durante todo el mes de diciembre, y salvado algunas jornadas sueltas, la cotización de las principales criptomonedas han entrado en una espiral bajista de la que no son capaces de recuperarse. Por poner solo un ejemplo, desde que el 8 de noviembre el bitcoin alcanzo el récord de 69.000 dólares, su valor ha caído más del 40%.

En el momento de redactar este texto, el valor de la principal criptomoneda se sitúa en los 41.904 dólares y acumula un descenso del 10,68% en los últimos siete días. Ethereum, la segunda criptomoneda por capitalización de mercado, cotiza a 3.155 dólares y su depreciación acumulada en los últimos siete días es del 16,97%. El resto de los criptoactivos más importantes tienen un comportamiento similar. Los mayores descalabros los protagonizan luna, el token de Terra y avalanche, que se dejan en la última semana un 22,5% y un 21% respectivamente.

Click para comentar
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments