Connect with us

Noticias Jurídicas

Justicia reconoce el “gran atasco” en la tramitación de los expedientes de nacionalidad

AUTOR
Javier Izaguirre Fernández
Tiempo de lectura: 2 min

Publicado

“¿Qué medidas está tomando el Gobierno para agilizar el funcionamiento de los registros civiles en relación con el trámite para la obtención de la nacionalidad?” Con el habitual recuerdo previo a las víctimas del COVID-19 “que han perdido la vida en los últimos meses en Cataluña y España”, así de directa era la pregunta formulada por el senador Masih Nahar, del Grupo Parlamentario Esquerra Republicana-EH Bildu en la jornada de ayer martes en el Pleno del Senado, dirigida al Ministro de Justicia, Juan Carlos Campo.

Por su parte, y sin tapujos, el Ministro reconoció que “existe un gran atasco” en relación con la tramitación y resolución de los expedientes de nacionalidad. Recordaba el Socialista, que con la actual pandemia y el consecuentemente confinamiento “se ha visto incrementada o agravada” tal situación. Asimismo, subrayaba que “el Ministerio de Justicia no ha cerrado, y telemáticamente se han seguido tramitando todas aquellas nociones que podían hacerse telemáticamente”, como por ejemplo, “expedientes de nacionalidad, indultos y cancelaciones de antecedentes penales”.

El Senador Masih, en su turno de palabra, apuntaba que “este problema existe en España desde hace años, no solamente por los efectos de la COVID-19”. Informaba, en la misma línea, que existen casos en los que después de esperar tres o cuatro años tal solicitud, siendo el resultado de la misma favorable y aceptada, se “deba esperar un año o más para obtener la nacionalidad porque los registros civiles están colapsados”, cuando además, “según el art. 224 del Reglamento de la Ley del Registro Civil se tiene que hacer este trámite dentro de los 180 días, como máximo”. Por último, el Senador advertía que existen “enormes listas de espera para los juramentos de nacionalidad”, “dando citas con un retraso que va de ocho meses a un año, y en algunos casos más”.





Campo Moreno, por su parte, agradeciendo en estos tiempos difíciles el tono cordial de la intervención del Senador de Esquerra Republicana-EH Bildu, ofreció una serie de datos para ilustrar tal situación “complicada”. Indicaba el Ministro que “se han resuelto 12.000 expedientes de nacionalidad por residencia durante el tiempo de la pandemia”, y que es cierto que “a 31 de enero del 2020 había 291.000 expedientes atrasados”. “En 2019 hubo un plan de choque para abordar esta situación con 168 funcionarios, se abordaron 215.731 expedientes y se resolvieron 112.358; queda una importante bolsa, pero es así”, aseguraba el Ministro sevillano. Por último, concluía su intervención, profundizando en la raíz de todo este “gran atasco”, manifestando que “el problema es mucho más que la tramitación de un puro expediente del Registro Civil, es el Registro Civil: 370.000 nacimientos, 409.000 defunciones y 287.000 matrimonios o divorcios, más otras cuestiones son las actuaciones, los hechos que ingresan al Registro Civil”.